13 de diciembre de 2011

Adornos de papel

Los adornos de papel pueden ser una buena opción para completar la decoración de Navidad. Son bonitos, fáciles de hacer y muy baratos. Cualquier papel sirve.

 Por ejemplo, podemos hacer un rosetón de papel para la puerta de entrada o para las ventanas o directamente para decorar la punta del árbol de Navidad. Recomiendan utilizar diferentes papeles, para poder jugar con las combinaciones y que la decoración quede más alegre.

Necesitamos:
Tijera
Pegamento
Hojas de papel (20x28cm)

Coged una hoja y realizad dobleces a lo largo de aproximadamente 2cm cada uno, formando un acordeón.

Luego, doblad el acordeón por la mitad como se observa en la primer imagen y colocad un poco de pegamento en los extremos interiores del acordeón para formar una sola pieza

Repetid el mismo procedimiento tres veces.

Cuando tengáis listos tres acordeones, colocad pegamento en los dos extremos exteriores de un acordeón para formar una sola pieza. Antes de cerrar el círculo y formar el rosetón, coged el acordeón cerrado y con ayuda de una tijera, realizad un corte con forma de triángulo más o menos a mitad del largo de cada pliegue. Finalmente, abrís el acordeón y pegáis los dos extremos que habían quedado sueltos.

Para colgarlos podéis agregar un lazo o un hilo en la parte posterior.

Podéis crear vuestros propios modelos de adornos de Navidad con papel pasando lazos por los agujeros, realizando varios cortes de diferentes formas o utilizando las agujereadoras con formas que tanto gustan a los peques. ¡Queda en vuestras manos! ¿Qué os parece esta idea para Navidad?